Traductores: ¿en qué especializarse?

Traductores: ¿en qué especializarse?

Al igual que ocurre en todas las profesiones, los traductores, una vez finalizada la carrera, deben elegir en qué modalidad de traducción especializarse. Si bien es cierto que durante los años de carrera se van viendo las distintas especializaciones, hasta que no se llega al mundo laboral no se suele tener muy claro cuál será la tipología de traducción a la que nos dedicaremos. Esta semana, os traemos las distintas especializaciones de traducción para poder orientar a aquellos estudiantes que estén realizando en estos momentos los estudios de Traducción e Interpretación.

¿En qué modalidad puedo especializarme en traducción?

Cada vez existen más modalidades, pero las más instauradas son las siguientes:

  1. Traducción jurídica

La traducción jurídica es aquella que se encarga de traducir todos los documentos de carácter jurídico. No hay que confundirla con la traducción jurada ya que son conceptos distintos, y su función es la de traducir leyes, actas de empresa, contratos, etc. Las personas que se especializan en esta modalidad deben conocer muy bien tanto el derecho de su lengua materna como el derecho de la lengua en la que suelen traducir, ya que las leyes difieren de un país a otro por lo que deberá conocer las equivalentes.

  1. Traducción jurada

No es considerada una especialización como tal ya que para dedicarse a ella es necesario aprobar un examen del Ministerio de Asuntos Exteriores, pero sí es una de las modalidades más conocidas. La traducción jurada es aquella realizada por profesionales acreditados por el Ministerio y que permite que los textos traducidos sigan manteniendo la validez legal del texto original.

Los textos más traducidos son certificados de nacimiento y de matrimonio, expedientes, etc. En resumen, cualquier documento que deba ser presentado ante un organismo oficial.

  1. Traducción económica

La traducción económica-financiera es la más empleada por las empresas. De hecho, las multinacionales suelen tener un traductor en plantilla para este tipo de documentos. Los textos que se traducen en esta especialización son balances, cuentas de pérdidas y beneficios, etc. Los traductores de esta modalidad deben tener un alto conocimiento del mundo financiero, por lo que lo habitual es realizar cursos avanzados o incluso másteres sobre Finanzas o Económicas para poder realizar esta traducción de forma correcta.

  1. Traducción técnica

La traducción técnica es una de las más especializadas, debido a la cantidad de léxico que deben manejar los traductores. Los textos en la traducción técnica son los manuales de uso, guías y cursos sobre ciertas máquinas, explicaciones acerca del funcionamiento de programas, etc.

 

Como veis, cada traductor escoge su camino y se especializa en una modalidad de traducción. En la plantilla de Acantho encontraréis traductores especializados en todas estas áreas para ofreceros siempre el mejor servicio.

¡Os esperamos!